Lagartija Nick

Lagartija Nick: El descenso al Maëlstrom

Texto y foto: Óscar García

 

El vórtice. El flujo turbulento en rotación espiral que atrapa y destruye todo a su paso. La atracción por el abismo. La oscuridad como necesidad y la luz en la oscuridad. Todo ello es Lagartija Nick. Reformulados con sus integrantes de los primeros años y con la suma de un teclista, anegaron La [2] de Apolo con un set en crescendo continuo, apretándonos las cuerdas hasta que la circulación se detuvo en nuestras venas.

Negrura, oscuridad, asfixia. Desde Analema y sus bucles rítmicos que abrían el concierto, y que presentaban su disco Crimen, sabotaje y creación, del que interpretaron casi la totalidad, hasta el recuerdo a aquel inolvidable Omega junto a Morente, del que rescataron Ciudad sin sueño en los bises. Todo era contundencia inmisericorde, inhumana. El espacio en el que el post-punk y el rock industrial se imbrican con ritmos flamencos, golpeados por Éric Jiménez como si quisiera destruir la caja en cada envite. Y Antonio Arias, que parece no querer tomarse en serio, ejerció de director de orquesta sorprendido ante la grandeza del ruido que ejecutan. La dicción, límpida y mecánica, y ese bajo que invade con sus graves majestuosos cada ángulo de la sala.

Apartando el ruido y la furia, también hubo poesía, concienciación y compromiso. Sólo desde una sensibilidad desbordada se pueden generar versos descarnados, que nos pongan ante el espejo, como en Europa, Europa: «Los ojos de Shostakóvich buscan una luz. Y rostros en la intemperie hacen cola hoy. Restos. Naufragios. Europa sin fin».

No llenaron la sala, aunque casi. La labor de los pioneros es abrir caminos. Otros harán de su rastro tarjeta de visita para el éxito. Lagartija Nick siguen siendo insobornables, únicos, indomables. Quizás cuando se apaguen las fuerzas que los propulsan y desaparezcan llegaremos a asumir su importancia en el panorama nacional. Mientras, nos queda disfrutar de esa oscuridad luminosa que son capaces de generar, 26 años después, con la vista puesta en el futuro, hacia el camino que todavía no han hollado. Ni ellos ni, probablemente, nadie más.

Lagartija Nick, La [2] de Apolo

Lagartija Nick

Lagartija Nick, La [2] de Apolo

Lagartija Nick

Lagartija Nick, La [2] de Apolo

Lagartija Nick

Lagartija Nick, La [2] de Apolo

Lagartija Nick

Lagartija Nick, La [2] de Apolo

Lagartija Nick

Lagartija Nick, La [2] de Apolo

Lagartija Nick

Qualsevol Nit te informa que los datos de carácter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Victor Parreño Vidiella como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar los comentarios que realizas en este blog. La legitimación se produce con el consentimiento del interesado. Como usuario e interesado te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de  (proveedor de hosting de Qualsevol Nit) dentro de la UE. Ver política de privacidad del proveedor de hosting. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no atender pueda tu solicitud. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en info@qualsevolnit.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra política de privacidad.

Primavera Sound, sábado: La traca final​

A estas alturas del festival ya poco importaba que grupos habíamos visto o cuales nos habíamos quedado sin ver. Seguramente lo importante era que aún nos quedaban un montón de conciertos por delante.

Primavera Sound © Víctor Parreño

Primavera Sound, viernes: Del chill

Todavía con el empacho del jueves, afrontábamos el viernes ‘amb il·lusió’. Para empezar a pillar el ritmo, una buena ración de indie, pop y rock nacionales (Último Vecino, La Bien Querida, Marion Harper y Doblecapa) y, una vez a tono de nuevo, otro tanto de garage, rock alternativo y r&b americano (Waxahatchee, The Breeders y Ryhe).

Primavera Sound 2018

Primavera Sound, jueves: Una noche de leyendas

Jueves de paella. Así se presentaba el segundo día de festival. Un plato contundente, variado y nutritivo, con ingredientes para todos los gustos: mar y montaña. Y el preferido de lxs guiris…

Suscríbete a Qualsevol Nit

¿Quieres recibir las novedades musicales de Barcelona? Apúntate a nuestra newsletter. Te enviaremos contenidos de autor y sorteos exclusivos de entradas. En primicia. Mola, ¿eh?

Qualsevol Nit te informa que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Victor Parreño Vidiella como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para enviarte nuestras publicaciones, promociones de productos y/o servicios y recursos exclusivos. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Te informamos que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de MailChimp (proveedor de email marketing), a través de la empresa The Rocket Science Group LLC, ubicada en EEUU y acogida al EU-US Privacy Shield. Ver la política de privacidad de The Rocket Science Group LLC. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no podamos atender tu solicitud. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en hola@qualsevolnit.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra política de privacidad.