Giorgio Moroder: Homenaje al maestro

El dj, productor, intérprete y compositor italiano Giorgio Moroder, padre de la música disco y pionero de la electrónica, repasó su trayectoria repleta de éxitos, premios y colaboraciones de lujo en el festival Jardins de Pedralbes.
Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on whatsapp

A punto de cumplir los ochenta, Giorgio Moroder continúa haciendo mover los esqueletos al mismo tempo que hace cuatro décadas. Las modas cambian y Moroder ahí está, impertérrito, codiciado como productor por figuras destacadas o ejerciendo de DJ en festivales de postín. Los años pasan sin arrebatar talento, y el italiano de Ortisei (Tirol del Sur) lo conserva por arrobas, prefiere ser el tío, pero hablamos de uno de los padres de la música disco, pocas bromas.

Su presencia en el Festival Jardins de Pedralbes, debemos considerarla un homenaje a una carrera repleta de éxitos inmarchitables. Tenerlo delante, aunque fuera sólo enlazando temas, fue emocionante, como adorar a un tótem. Ya pueden venir los Guetta & cía. no lo ensombrecerán, mito viviente.

A pesar de haber compuesto obras del calibre de Midnight Express (1978) y ganador de tres premios Óscar, Moroder nunca ha sido un Steiner o un Bernstein, si hablamos de su trabajo componiendo bandas sonoras, en cambio la faceta de productor le sitúa entre los más grandes. Junto a Pete Bellotte descubrió a Donna Summer, la cantante con la que consiguió fama y a la postre protagonista indiscutible del festín rompe caderas. La reina volvió a serlo.

El recinto de Pedralbes se convirtió, por una noche, en improvisada discoteca al aire libre, temblaron hasta las fuentes. No puede ser de otra manera si el selector va lanzando truenos como Love to love you baby, Bad girls, On the radio, I feel love o Enough is enough, imposible mantenerse sentado. Previniendo ese aluvión, los organizadores dispusieron, nuevamente, una pista sin sillas; quedaron cortos, se bailó en todos los rincones. Arrebatos de felicidad.

A Moroder nunca le ha gustado bailar, de hecho parece que la afición por encender pistas es debida básicamente al entusiasmo de su mujer por la danza, así pues, a ella le debemos todo, ha sido una inspiradora, gracias eternas.

Apoyado por unas precisas y a ratos espectaculares filmaciones, Giorgio Moroder desgranó en noventa minutos la mayor parte de su historia musical y algún regalo prestado para reforzar, más si cabe, el ritmo imparable. Aparecieron casi todos los hits de LaDonna Adrian Gaines (Donna Summer), alternándose con sus producciones para el cine, obras de carácter más personal, y los proyectiles que en la época sagrada de las discotecas retumbaban mientras una bola de cristal con espejos hacía diabluras desde el techo de los templos. La lista es tan larga que intentaremos resumirla.

Mientras sonaba la música respectiva, pudimos deleitarnos viendo al dragón Fujur surcando los cielos (The Neverending story), enternecernos con la melosa pareja Kelly McGillis/Tom Cruise (Top Gun), vibrar ante el monstruo Al Pacino (Scarface) o escuchar exclamaciones de admiración cuando un jovencito Richard Gere apareció en pantalla (American Gigolo). En el apartado “no me hablen de electrónica, voy un paso por delante”, escuchamos The Chase, From here to eternity o Together in electric dreams, tema fabricado junto a Philip Oakey; todas ellas ilustradas con el eterno mostacho, ahora blanquecino, exclusividad de Giorgio, apareciendo detrás suyo simbólicamente.

Tampoco podían faltar a la cita Flasdance…What a feeling (Irene Cara), Take my breath away (Berlin) o Giorgio by Moroder, pieza creada por Daft Punk donde combinan el hipnótico ritmo y un monólogo de Moroder explicando anécdotas vividas. La muy solicitada Call me (Blondie) cerró la tanda. You should be dancing, I will survive y Boggie wonderland, quisieron, previamente, unirse a la fiesta cual polizones en barco, jugó con ellas y encajaron, la danza era el objetivo primordial.

Probablemente le puedan acusar de vivir de rentas, nosotros lo permitimos ¿qué más da? Se lo ha ganado a pulso. ¡Viva Moroder!

Una omisión: Last dance había desgastado sin remisión las suelas de mis zapatillas, ésas no serán las últimas trinchadas por el querido Giorgio, lo aseguramos.

Let´s dance, this last dance toniiiiight

(Last Dance, Donna Summer, 1978)

Salfumán. Foto © Miguel López Mallach
Salfumán | © Miguel López Mallach
Olympic flame. Foto © Miguel López Mallach
Olympic Flame | © Miguel López Mallach
Giorgio Moroder. Foto © Miguel López Mallach
Giorgio Moroder | © Miguel López Mallach
Giorgio Moroder. Foto © Miguel López Mallach
Giorgio Moroder | © Miguel López Mallach
Giorgio Moroder. Foto © Miguel López Mallach
Giorgio Moroder | © Miguel López Mallach
Giorgio Moroder. Foto © Miguel López Mallach
Giorgio Moroder | © Miguel López Mallach

Autores de este artículo

Miguel López Mallach

Miguel López Mallach

De la Generación X, también fui a EGB. Me ha tocado vivir la llegada del Walkman, CD, PC de sobremesa, entre otras cosas.
Perfeccionista, pero sobre todo, observador. Intentando buscar la creatividad y las emociones en cada encuadre.

PUBLICIDAD

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Qualsevol Nit te informa que los datos de carácter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Victor Parreño Vidiella como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar los comentarios que realizas en este blog. La legitimación se produce con el consentimiento del interesado. Como usuario e interesado te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de  (proveedor de hosting de Qualsevol Nit) dentro de la UE. Ver política de privacidad del proveedor de hosting. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no atender pueda tu solicitud. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en info@qualsevolnit.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra política de privacidad.

John Scofield © Montse Melero Arjona

John Scofield Combo 66: A guitar hero

El que fuera guitarrista de Miles Davis, John Scofield presentó su nuevo proyecto Combo 66 en la sala Barts de Barcelona acompañado de cuatro de los músicos más solicitados del jazz contemporáneo.

Sia Tolno - Jamboree (Festival Mas i Mas). Foto © Aitor Rodero

Sia Tolno: La veu kissi

Àfrica acostuma a ser una caixa de sorpreses. Sia Tolno, un dels plats forts de la temporada d’estiu en format club no va defraudar les expectatives.

Concert de MC50 a l'Apolo, Festival Mil·lenni. Foto © Víctor Parreño

MC50: los gamberros del rock cumplen 50 años

Wayne Kramer revive el espíritu de la mítica banda MC5 para celebrar el 50 aniversario de su formación, en una gira bajo el nombre de MC50 en compañía de Marcus Durant, Kim Thayl, Billy Gould y Brendan Kanty.

The Beach Boys. Foto © Víctro Parreño

The Beach Boys: Cabalgando las olas

Los míticos The Beach Boys, con Mike Love y Bruce Johnston a la cabeza, actuaron de nuevo en el escenario de Pedralbes para hacer crecer más si cabe la leyenda.

Suscríbete a Qualsevol Nit

¿Quieres recibir las novedades musicales de Barcelona? Apúntate a nuestra newsletter. Te enviaremos contenidos de autor y sorteos exclusivos de entradas. En primicia. Mola, ¿eh?

Qualsevol Nit te informa que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Victor Parreño Vidiella como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para enviarte nuestras publicaciones, promociones de productos y/o servicios y recursos exclusivos. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Te informamos que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de MailChimp (proveedor de email marketing), a través de la empresa The Rocket Science Group LLC, ubicada en EEUU y acogida al EU-US Privacy Shield. Ver la política de privacidad de The Rocket Science Group LLC. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no podamos atender tu solicitud. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en hola@qualsevolnit.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en nuestra política de privacidad.